Ojos cerrados 2

XervanteX

– ¿Por qué vistes tan sensual?…

– Es cosa mía, quiero descrestar a la moza del restaurante, a la que viste mejor que yo… – me aniquila con una mirada a son de reclamo…

– Para las mujeres la guerra es cosa de trapos y del qué dirán… las otras mujeres –

Luego de vaciarse el perfume encima, procura verse en todo lo que parezca un espejo: un florero de plata, un papel brillante, la chapa de la puerta…

– Ojalá te vistieras así para mí – le digo tomándole por el brazo, ella se sacude y se separa…

En la calle ve por debajo de su falda, no lleva ropa interior y está pensando en otro hombre.

Llegamos al restaurante y allí esta la moza con perlas en su cuello, con un perfume que parece aire y con una soberbia única. Entonces entiendo todo, ella no me engaña con un hombre sino con una mujer.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s