El mundo que nos toca

Charlie

La ciudad desborda en cemento y piel. Me esmero en parecer más normal que cualquiera. Pero luego descubro que lo repetitivo aburre. El tiempo es repetitivo. La gente hace por no ser creativa, anda con sus preguntas tontas todo el día o si tiene pereza de pensar repite lo que uno pregunta:

– ¿Va a llover hoy?

– ¿Hoy lloverá?

– No lo sé…

Ya no existe gente original, todas las personas que conozco son remedo de alguien más. Bueno eso pensaba hasta que me estrelle con la evidencia de que a unos el mundo les dio con toda su gravedad, unos locos, humildes librepensadores y existencialistas, unos seres que pensaban que lo único que había que hacer era escribir para si todo esto acaba alguien reorganice todo y pueda comenzar de nuevo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s