Hambre y calor

MALEV

Cuando a las mujeres se les permitió portar el pantalón se sintieron raras.

– No me digas que ala July la llevaste a ese antro?

– Pues no me alcanzo para más…

– Y ella ha de haber portado su vestido blanco y zapatos de charol el mismo de la primera comunión…

– Si la moña blanca y los guantes del mismo color…

– Cómo se habrá reído don Polo al ver a la aparición, pensaría que le llego su hora…

– Naá… Don Polo apartó su mejor sitio para los dos, nos hizo la venía y luego nos sirvió el mejor caldo de huevo con papas bien peladas y sal al gusto…

– Y la July sopla que sopla…

– Me olvidé advertirle y se quemo la lengua, lloraba de la felicidad…

– La besaste!

– Pero sin lengua porque la pobre quedo con la lengua quemada y yo con un ardor en el estómago porque haciéndome el valiente me tome la sopa como si fuera la comunión…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s